Home » Headline - Lo nuevo, Otros temas

Ictericia en el recién nacido

13 marzo 2013 No Comment

ictericiaMuchas madres se preocupan cuando sus hijos recién nacidos adquieren una tonalidad amarilla en la piel y es que pueden que estén sufriendo ictericia del recién nacido.

Éste es un trastorno frecuente (alrededor del 60% de los recién nacidos) y afecta mayormente a los que tienen hermanos que la hayan padecido.

La ictericia se presenta a partir de las 10 horas de vida y en los bebés prematuros puede hacerse más visible entre el cuarto y séptimo día.

Este trastorno se debe a que el hígado,  ligeramente inmaduro, aún no está capacitado para procesar la bilirrubina generada por  la destrucción  natural de los glóbulos rojos viejos y, por lo tanto, existe un exceso de ésta en la sangre.

Síntomas de la ictericia en el recién nacido

Además del color amarillento en la piel y mucosas (es importante observarlo a la luz del sol, porque la artificial puede ser engañosa), también puede presentarse otros síntomas como:
■ Dificultad para despertar.
■ Falta de interés al alimentarse.
■ Cuerpo en estado flojo o rígido, o alternación entre ambos.
■ Cuello o espalda arqueados hacia la parte trasera.
■ Llanto muy agudo.
■ Estado de alerta.
■ Fiebre.
■ Movimiento ocular inusual.

Ante la presencia de cualquiera de estos síntomas, es conveniente recurrir al médico a mayor la brevedad posible, para que realice los exámenes y tratamientos necesarios.

Tiips de ictericia en el recién nacido

Por incompatibilidad ABO. Cuando el tipo de sangre de la criatura es diferente al de la madre. Por incompatibilidad de Rh o isoinmunización. Es muy frecuente cuando la mujer es Rh negativo y el bebé es Rh positivo. En ambos casos, se acelera la descomposición de los glóbulos rojos.

Por infecciones neonatales. Es desencadenada por infecciones urinarias, y otras adquiridas en el vientre materno, como:
sepsis, infección por citomegalovirus o toxoplasma.

Por lactancia. Aunque se desconocen las razones, los bebés que se sustentan con leche materna y los mal alimentados, tienen mayor probabilidad de presentarla, que los sostenidos con fórmulas.

Las alteraciones congénitas del hígado o la sangre, como la hemolisis, y algunas enfermedades hereditarias, también se cuentan entre los factores de riesgo.

Tratamiento

Aunque en la mayoría de los casos la ictericia desaparece sin necesidad de suministrar tratamiento alguno, en otros puede requerir el uso de la fototerapia o transfusión de sustitución.

La fototerapia consiste en colocar al recién nacido con los ojos tapados y la mayor parte del cuerpo expuesta bajo unas luces especiales llamadas bililuces, por periodos de 10 minutos, lo que ayuda a transformar la bilirrubina para que sea fácilmente eliminada a través de la orina.

Cuando no responde a este tipo de procedimiento, y los niveles de bilirrubina permanecen altos o aumentan, es necesario realizar una transfusión de sangre especial, para reemplazar gradualmente la sangre del pequeño por la de un donante.

Los bebés con ictericia pueden sentir más cansancio, de manera que puede ser necesario despertarlos para las comidas.

Prevención

• Las madres Rh negativas, deben tener estrictos controles sanguíneos durante el embarazo.
• Es recomendable realizar análisis de sangre antes de darle de alta al bebé, y a los tres o cinco días después del nacimiento.

Deja un comentario!

Add your comment below, or trackback from your own site. You can also subscribe to these comments via RSS.

Be nice. Keep it clean. Stay on topic. No spam.

You can use these tags:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

This is a Gravatar-enabled weblog. To get your own globally-recognized-avatar, please register at Gravatar.