Home » Guía de salud para la futura madre

La hipertensión en el embarazo (preclampsia)

20 marzo 2017 No Comment

Un problema de salud serio que se puede presentar durante el embarazo es la presión arterial alta (hipertensión) la cual afectar alrededor de un 15% de las mujeres embarazadas.

La hipertensión inducida por el embarazo (HIE), también llamado preeclampsia o toxemia, puede afectar, en la madre, tanto sus vasos sanguíneos como la facultad de coagulación de la sangre. Debido a ello, los ríñones dejan de trabajar con normalidad y retienen líquido que se acumula en el cuerpo.

Toda esta situación hace que no llegue suficiente sangre al útero lo que reduce la cantidad de oxígeno y alimento que recibe el bebé. Si no es tratada a tiempo, puede causar el retraso del crecimiento del bebé o incluso ataques, coma o la muerte de la madre.

Los factores que aumentan la posibilidad de padecer hipertensión durante el embarazo son
* Espera el primer hijo a la edad de 20 años, o menos
* Espera el primer hijo a una edad superior a los 30 años
* Espera varios hijos a la vez
* Tener hipertensión antes del embarazo
* Tener un sobrepeso excesivo
* Ser diabética

Entre los principales síntomas de la hipertensión inducida por el embarazo están:
* Inflamación (edema) o hinchazón, especialmente en los pies, piernas, tobillos, manos y la cara
* Rápido aumento de peso
* Dolor de cabeza
* Visión borrosa o con manchas (“moscas volantes” delante de los ojos)
* Dolor en la parte superior del abdomen cerca del estómago
* Micciones menos copiosas

Si se presenta alguno de estos síntomas, es importante que la futura madre reciba atención médica de inmediato.

Debido a la gravedad de esta condición, es importante que en cada visita prenatal a la futura madre se le mida su presión arterial (la cual no debe ser mayor de 140/110). Si la hipertensión es oportunamente detectada, puede ser tratada para que no se convierta en peligrosa. Tan pronto el bebé nace, usualmente la presión arterial vuelve a ser normal.

El tratamiento de la presión arterial alta depende de la gravedad de la condición. Usualmente incluye:

  • Tomar bastantes líquidos
  • Procurar la práctica de la técnica de relajación como la de respiración lenta.
  • Tener una dieta sana Es importante que la mujer embarazada evite la sal en su alimentación, ya que ésta propicia la retención de líquidos. Además se recomienda el consumo de arroz rehogado y manzanas poco dulces en forma de compota.
  • Descansar y reducir el estrés. La mujer embarazada no debe realizar complicados ejercicios o labores hogareñas muy exigentes; el reposo debe ser absoluto. Si está acostada, debe permanecer de lado, todo el tiempo que pueda, ya que esta postura activa el riego sanguíneo de la placenta, lo que redunda en un mejor abastecimiento de oxígeno al bebé. Si se está trabajando, se debe solicitar la baja laboral.

Si es difícil permanecer todo el tiempo en cama o en porque se tiene niños gateando por la casa, es mejor procurar a alguien para el cuidado de ellos. Si no se puede encontrar una persona para cuidar a los otros hijos, se puede solicitar al doctor algún medicamento para bajar la tensión arterial o para prevenir sus efectos dañinos.

Es importante seguir las instrucciones del médico, para que la embarazada y su hijo puedan tener buena salud y bienestar.

La tensión arterial de la mayoría de las mujeres embarazadas vuelve a la normalidad después del parto.

En caso de que ya tuviera hipertensión antes del embarazo, habrá de pedir consejo médico sobre el tratamiento que debe seguir durante la gestación, así como los medicamentos que puede tomar.

Deja un comentario!

Add your comment below, or trackback from your own site. You can also subscribe to these comments via RSS.

Be nice. Keep it clean. Stay on topic. No spam.

You can use these tags:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

This is a Gravatar-enabled weblog. To get your own globally-recognized-avatar, please register at Gravatar.